¿CÓMO PODEMOS HACER QUE LA ENVIDIA TRABAJE A NUESTRO FAVOR?

¿CÓMO PODEMOS HACER PARA QUE LA ENVIDIA TRABAJE A NUESTRO FAVOR?

Abr 12, 2021 | ESPIRITUALIDAD

Por: <a href="https://lechatmagazine.com/author/sol-gaschetto/" target="_self">Sol Gaschetto</a>

Por: Sol Gaschetto

Sol Gaschetto, Licenciada en Actuación, Actriz, Docente, Astróloga y Reikista. Cursos de Astrología y expresión corporal y Cartas natales a distancia.

Las primeras impresiones que se me vienen a la mente cuando pienso en la envidia es que siembra sentimientos empobrecedores dentro de nosotros. Te propongo, entonces, que indaguemos sobre este sentir y que juntos le encontremos una vuelta creativa y luminosa a esta mala sensación.

Comencemos por decir que la envidia es un estado mental en donde existe dolor y desdicha por no tener lo mismo que el otro. ¿Quién no ha tenido este sentimiento alguna vez en su vida? Es un sentimiento muy común y, a la vez, difícil de admitir. Esto es porque hay mucho prejuicio (mala fama) sobre la misma.

Desde chicos estamos mirando lo que tienen, hacen y pueden los demás; nos construimos en base a lo que vemos. Todo es comparación, tanto material, como estética, psicológica, etc. Las redes sociales y los medios de comunicación ayudan a reforzar esta dinámica.

Tenemos que sincerarnos con nosotros mismos y tratar de ver cuándo surge  este sentir ( energía) en nosotros.  Pregúntate: ¿a quién/es envidiamos?. Cuando tengas la respuesta respóndete lo más importante: ¿por qué siento envidia?

Ejemplo: como todos, soy humana; no soy perfecta. Muchas veces siento esta emoción. Siento envidia de quienes trabajan menos horas y ganan más; envidia de las personas que viajan y hasta envidia de las personas que no sienten envidia, etc.

¿CÓMO PODEMOS HACER QUE LA ENVIDIA TRABAJE A NUESTRO FAVOR?

LA ENVIDIA ESCONDE TU LUZ

Si tuviera que ponerle una imagen a la envidia, para mi sería encerrar nuestro brillo en un cuarto muy oscuro donde nadie podrá verla. Allí el tiempo nos corroe, nos volvemos más y más pequeños hasta que ya no habrá espacio para nuestra luz.

Lo anterior solo expone lo que no estamos viendo: la envidia nos hace mucho daño. Es una energía que nos abate y abate cada vez más. Nos enemista con nuestra creatividad, nos hace perder nuestra originalidad. Lo peor: disipa nuestra energía, la cual termina funcionando en nuestra contra.

Tu energía debe trabajar para ti. Debe ser usada para tus proyectos laborales y personales, para vivir el momento. Cuando piensas en lo que el otro tiene o logra y tu no, te estancas. Pierdes esa comunicación saludable entre cuerpo y mente.

 

¿CÓMO PODEMOS TRABAJAR LA ENVIDIA?

Nunca es bueno tapar las emociones; éstas se terminan ocumulando en nuestro cuerpo. La envidia es una de esas emociones (energía) que no queremos llevar dentro, ya que es muy corrosiva.

Como te pedí anteriormente, identifica tus momentos de envidia. Una vez que lo hagas, dale paso a la aceptación. Esto no quiere decir que ya no sentirás más envidia, sólo te prepara para la próxima vez que la sientas. Cuando pase de nuevo frenate, respira y no te juzgues. Concientizate sobre lo que esta energía puede hacerte a ti y tus planes futuros. 

Lo siguiente que debes hacer es modificar ese pensamiento de envidia. Los que practicamos la espiritualidad llamamos a esto “transmutar”; volver lo negativo en positivo. Es bastante sencillo hacerlo, siempre y cuando hayas hecho primero lo que te aconseje antes.

Los siguientes tips te ayudarán a trabajar la envidia cuando aparezca.

  • Mira el color del cielo, concéntrate en él durante unos 5 minutos.
  • Piensa en todo lo que hiciste en el día.
  • Visualiza todas las cosas buenas que tienes.
  • Registra todo lo que puedes hacer.

Ser conscientes de lo que vamos haciendo y pudiendo es un gran paso. Aceptarnos humanos, imperfectos, pero trabajando en pos de una evolución que nos hace bien. Todo lo que nos haga sentir bien mejora nuestra red vincular y energética.

Usemos la envidia como un puente hacia la creatividad y la sanación. Impulsémonos a hacer y ser mejores versiones, y modificar sensaciones y energías que nos dañan. Y regalate estas palabras “Me acepto, me quiero, me perdono”

Si buscar conocerte más o descubrir nuevas maneras de transformar tu energía, puedes contactar con nuestra couch espiritual a haciendo clic aquí.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Le Chat te Recomienda

SÍGUENOS

@LECHATMAGAZINE

EN INSTAGRAM / Facebook/ TikTok

Siguenos en TikTok

UNETE AL CLUB

Suscríbete a nuestro "CLUB" para participar en sorteos de entradas al cine, teatro o alguna oportunidad especial, además de nuestro contenido semanal.

Pin It on Pinterest